TERAPIA HORMONAL SUSTITUTIVA

ASCOUn reciente metaanálisis presentado en la conferencia anual de la Sociedad Americana de Oncología Clínica ha concluido que la terapia hormonal sustitutiva anula los beneficios que proporciona el ejercicio físico para reducir el riesgo de padecer cáncer de mama.

Efectivamente ya era conocido el hecho de que el ejercicio físico puede reducir el riesgo a padecer cáncer y que la terapia hormonal sustitutiva incrementarlo. Lo interesante de este estudio sin embargo es que por primera vez se indica que la terapia hormonal sustitutiva puede anular los efectos positivos del ejercicio físico.

Un metaanálisis es un estudio que cuantifica estadísticamente resultados de múltiples estudios. Este metaanálisis analizó 38 estudios prospectivos entre 1987 y 2014. Del total de 4.183.888 mujeres 116.304 fueron diagnosticadas con cáncer de mama. Los resultados mostraron mayor incidencia de cáncer entre las mujeres que no se ejercitaban físicamente o lo hacían muy poco.

Más aún, se observó que aquellas que se ejercitaban físicamente en el trabajo debido a la naturaleza del mismo tenían efectos muy similares a quienes realizaban ejercicio físico de forma recreativa.

21 de los 38 estudios mencionaron el uso de la terapia hormonal sustitutiva sin embargo solamente 6 de ellos aportaron resultados. En estos 6 estudios el porcentaje de reducción de riesgo total de quienes se ejercitaron físicamente fue de un 22%, sin embargo las mujeres tratadas con terapia hormonal sustitutiva no experimentaron reducción de riesgo significativa.

Una de las explicaciones para estos resultados es que el ejercicio físico reduce los niveles de estrógeno, sin embargo la terapia hormonal sustitutiva anularía dicho efecto.

Referencia: J Clin Oncol 33, 2015 (suppl; abstr 1561)
http://meetinglibrary.asco.org/content/149394-156

Anuncios