ACTUALIZACIÓN RECOMENDACIONES EJERCICIO Y CÁNCER

exercise for cancer prevention and treatmentCasi una década y 2500 estudios controlados aleatorios después del primer documento consensuado de recomendaciones de ejercicio para supervivientes de cáncer, el ACSM (American College of Sports Medicine) publican una revisión de las mismas.

Esta semana se han publicado tres documentos consensuados por un equipo multidisciplinar de 40 expertos de 17 organizaciones mundiales. Además de suponer una actualización de la evidencia científica existente, presentan el programa “Moving through cancer”, promocionado por ACSM para ayudar a facultativos y supervivientes la implementación las recomendaciones.

El primero de los documentos presenta evidencia de que el ejercicio físico previene el cáncer y mejora la supervivencia una vez diagnosticado y se detalla que:

  • en adultos hay evidencia clara de que el ejercicio físico reduce el riesgo de padecer cáncer de colon, mama, endometrio, riñón, vejiga, esófago y estómago
  • la evidencia muestra claramente que el ejercicio físico mejora la supervivencia de pacientes diagnosticados con cáncer de mama, colon y próstata

En un segundo documento se expone la evidencia que muestra los efectos del ejercicio físico en las consecuencias relacionadas con la salud y especifica que:

  • el ejercicio físico mejor síntomas de fatiga, ansiedad, depresión, capacidad funcional y calidad de vida
  • el ejercicio de fuerza es seguro para pacientes con o en riesgo de padecer linfedema

Se mantiene la recomendación del documento del 2010 de evitar la inactividad y se alientan tanto la continuidad de la investigación en el campo como la implementación práctica de intervenciones de ejercicio físico basadas en la evidencia existente.

En síntesis, las recomendaciones para pacientes y supervivientes son de al menos 3 sesiones de 30 minutos de ejercicio físico aeróbico semanales a intensidad moderada. Hay asimismo evidencia de la efectividad de 2 sesiones de entrenamiento de fuerza semanales de 20-30 minutos (un ejercicio por grupo muscular, 8-15 repeticiones por set, dos sets por ejercicio y progresando con pequeños incrementos).

El tercer documento propone soluciones a las barreras y dificultades que surgen a la hora de prescribir ejercicio físico por parte del estamento facultativo.

Se reitera en los documentos que los mismos deben ser una ayuda para los facultativos a la hora de prescribir ejercicio físico en función de las características individuales de cada persona.

Referencias:

  • Alpa, P. V. et al. (2019) American College of Sports Medicine Roundtable Report on Physical Activity, Sedentary Behavior, and Cancer Prevention and Control. Medicine & Science.
  • Campbell, K. L. et al. (2019) Exercise Guidelines for Cancer survivors: Consensus statement from international multidisciplinary roundtable. Medicine & Science in Sports & Exercise.
  • Schmitz, K. H. et al. (2019) Exercise Is Medicine in Oncology: Engaging Clinicians to Help Patients Move Through Cancer. A Cancer Journal for Clinicians.

Los comentarios están cerrados.

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: